Home

Me gusta la gente vitalista, la que no se rinde nunca, la que es capaz de mostrar su mejor cara incluso en los peores momentos, la que nunca pierde la ilusión, y mucho menos la esperanza, las personas que se atreven, pero sin perder el respeto a las que se desmayan. Don Ramón del Valle-Inclán, el genial cronista español del XIX y del primer tercio del XX, maestro de maestros, decía que el tema más recurrido en cualquier manifestación literaria era el amor, pero añadía, que no por ello, debemos dejar de intentarlo.

En uno de sus últimos artículos el novelista Javier Cercas sigue el consejo de Valle cuando escribe acerca del suicidio, y después de calificarlo como una forma trágica y extrema de libertad, acaba concluyendo…el sol volverá a brillar…y puede decirse que es un milagro maravilloso que estemos aquí, que han tenido que ocurrir millones de milagros para que estemos aquí, y que los milagros nunca se repiten. Un canto maravilloso a la vida, y al resto de milagros que se producen a su amparo.

Que dos personas se miren y sepan que algo genial sucede entre ellas necesita de miles de millones de milagros y dado que es un hecho que son irrepetibles, estamos afortunadamente condenados a disfrutar de ello con todas nuestras fuerzas.

Qué hace que mirando a los ojos a alguien, contemplado su rostro, admirando su sonrisa absolutamente preciosa nos sintamos más felices, más dichosos de haber nacido por contemplar ese fantástico espectáculo que se muestra ante nosotros. Lo que más nos sorprende es no poder racionalizarlo. Nos gusta nos agrada, nos gratifica, nos hace más dichosos, aunque sea sólo un mínimo instante, que nos gustaría alargar al máximo.

Muchas veces no es posible. Entonces es el momento en el que viene a socorrernos la memoria selectiva, que nos hace recordar esas sensaciones tan impactantes que se nos han quedado indelebles en nuestro espíritu, esa parte de nuestro ser que se alimenta exclusivamente de la belleza que nos rodea. Es solamente un instante. Sin olvidar que un instante de felicidad da sentido a toda la eternidad.

Anuncios

Un pensamiento en “Milagro

  1. Estoy de acuerdo con usted.Yo pienso que ese instante sólo se puede dar junto a la amada,incluso, poníendonos en el caso extremo,de que el amor no sea correspondido,como es mí caso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s